x

¿Quieres conocer los secretos de nuestro convento?

No se pierdan nuestras visitas guiadas los fines de semana aquí

Aroche panoramica

EL RICO PATRIMONIO HISTÓRICO-ARTÍSTICO Y CULTURAL DE AROCHE

Conoce Huelva,   -   28 Enero, 2021

Situado en las estribaciones de Sierra Morena, dentro del Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche y en un entorno en el que disfrutar de un turismo rural de calidad, Aroche cuenta con un gran legado cultural y patrimonial que lo convierte en uno de los pueblos con mayor patrimonio histórico de la provincia de Huelva. A ello se une una naturaleza espectacular en la que predominan las amplias dehesas pobladas de encinas, alcornoques y castaños y sombríos bosques de ribera en torno a los muchos cursos de agua que recorren la Sierra, destacando los Parajes Naturales de Las Peñas y Sierra Pelada, y Rivera del Aserrador.

El castillo islámico, la Iglesia Prioral de Nuestra Señora de la Asunción, las casas señoriales y la muralla artillera son algunos de los lugares que no hay que perderse en este pueblo serrano de casas encaladas y calles empedradas y con unos afables y solícitos vecinos que se desviven por hacer muy agradable la estancia de quienes los visitan y deciden alojarse en algún alojamiento con encanto en Huelva. Mención aparte dentro de su interesante y rico patrimonio histórico merece la ciudad romana de Arucci/Turóbriga, que se extiende por la zona donde también se encuentra la muy visitada ermita de San Mamés, de estilo mudéjar y ricamente decorada en su interior con frescos que van desde el siglo XIV al XVII.

Disfrutar de unos días de ocio y descanso en un hotel de cuatro estrellas en Aracena es una buena opción para conocer toda la comarca de la Sierra y acercarse a descubrir un pueblo tan interesante como Aroche. Podríamos arrancar nuestro recorrido por el Museo Arqueológico, ubicado en el Convento de la Cilla e inaugurado en 1958. Su colección, que se expone en tres salas diferenciadas, se nutre de los más de 100 yacimientos que la localidad tiene documentados en su término municipal, sobre todo del antiguo poblado romano de Arucci, aunque también hay piezas del periodo Calcolítico y de la época califal en la zona conocida como La Ladrillera.

El castillo, que domina el pueblo desde lo alto del cerro, es otro de sus grandes atractivos turísticos y una visita casi obligada para los amantes del turismo rural que decidan pasar unos días en un hotel con encanto en la Sierra de Aracena. Fue construido, según se cree sobre un anfiteatro romano levantado por los emperadores Nerva Antonio y Elio Adriano, a finales del siglo XI y principios del siglo XII, en época almohade, y cuenta en su interior con una plaza de toros edificada en 1804. Fue árabe hasta 1263 cuando es conquistada por Sancho II de Portugal y pasa a manos cristianas. La fortificación es de planta rectangular y cuanta con diez torres, cuatro situadas en los ángulos y el resto entre los lienzos de la muralla, todas ellas de planta cuadrada o rectangular. En la actualidad conserva una puerta de acceso directo que podría corresponder con la primera fase de construcción del castillo, la llamada Puerta de la Reina, en el flanco sur.

La muralla de Aroche, circunscrita al cerro del castillo, tiene unos 1.200 metros de perímetro y tiene su origen en el siglo XV, aunque en el siglo XVII, dentro de la Guerra de Restauración en Portugal, sufrió una importante ampliación. Consta de un vasto muro de unos dos metros de espesor y diferentes alturas, al que con posterioridad se le añaden tres baluartes adelantados para la colocación de artillería cruzada. Llego a tener tres puertas, las de Santa Clara, de Sevilla y de la Trinidad o La Fuente, esta última recuperada tras una restauración.

También merecen que nos acerquemos a conocerlos desde nuestro alojamiento rural con encanto la Iglesia de la Asunción, mandada construir por los Reyes Católicos en 1483, que consta de tres naves y cuatro tramos, el último de ellos inacabado y en la que participaron maestros de la catedral de Sevilla; el Puente de los Pelambres, ordenado construir por el rey Felipe II en el camino de Portugal en mampostería y ladrillo rojo, fue restaurado en 2005; y la ermita de San Mamés, que primero se llamaría de San Pedro de la Zarza, construida sobre la planta de la basílica romana de Turóbriga en el siglo XIII y ampliada y reformada en los siglos XV al XVIII y en cuyo interior se conservan impresionantes frescos de los siglos XIV al XVII con motivos religiosos, además de una escena de la Reconquista.

Y, finalmente, un viaje al pasado. A los tiempos del Imperio Romano. Arucci/Turóbriga, ciudad hispanorromana, es uno de los yacimientos arqueológicos más importantes de la provincia de Huelva y uno de los mejor conservados. La ciudad fue fundada en época de Nerón (54-68 d.C.) y supone la culminación de un proceso que había comenzado en el siglo II a. C. para la ocupación y control del territorio conocido como la Baeturia Céltica. Su construcción tuvo mucho que ver con la protección de las extracciones mineras de la cuenca. Entre la época Flavia (69-96) y el reinado de Adriano (117-138) se construyen la mayoría de los edificios excavados en la actualidad. Aunque la extensión total del yacimiento es aún desconocida, pueden visitarse cuatro áreas: el Foro, las Termas, el área doméstico-artesanal y el Campo de Marte. Disfrutar de todo este patrimonio y de algún hotel con encanto en la Sierra de Aracena es una experiencia única para toda la familia.

Compartir este Post: