x

¿Quieres conocer los secretos de nuestro convento?

No se pierdan nuestras visitas guiadas los fines de semana

Almonasterlareal

UN PASEO POR LA CULTURA ÁRABE DE LA SIERRA DE ARACENA

Hotel Convento Aracena & Spa,   -   26 Noviembre, 2020

Andalucía. O lo que es lo mismo, Al-Ándalus. Al-Munastir. O en la actualidad Almonaster la Real. Arai Senté. O una de las hipótesis que se barajan sobre la procedencia árabe del topónimo Aracena. Es mucha la etimología morisca que podemos encontrar por toda la Sierra de Aracena y Picos de Aroche, un espacio natural único en el que disfrutar de excelentes alojamientos rurales. Y es que buena parte de España estuvo bajo dominación musulmana desde el año 711 hasta su expulsión definitiva en 1492 con la conquista de Granada y el fin de la Reconquista liderada por los Reyes Católicos.

El mundo árabe dejó una huella a su paso por la Península Ibérica que aún pervive en muchos lugares. Especialmente en Andalucía. Es muy conocido el legado dejado en Granada, Córdoba o Sevilla. Pero también en Huelva hay importantes vestigios de aquel periodo histórico. En la Sierra de Aracena encontramos ejemplos significativos en poblaciones como Almonaster la Real, con su mezquita-fortaleza y las Jornadas Islámicas que organiza cada año;  Aracena, cuyo castillo se asienta sobre una antigua alcazaba y a cuyos pies se encuentra un hotel de cuatro estrellas con encanto; el castillo de Cortegana, levantado sobre unos restos musulmanes; o el castillo de Aroche, antigua fortaleza árabe.

Estas cuatro localidades, en las que disfrutar de un turismo rural de calidad en la Sierra de Aracena, forman parte de la denominada Ruta al-Mutamid, que se extiende desde Lisboa hasta Sevilla y que es considerada como uno de los caminos con mayor riqueza cultural e histórica de Al-Ándalus. Un recorrido que fue bautizado con el nombre de este rey-poeta, cuyo nombre completo era Muhammad Ibn Abbab, hijo y sucesor del monarca de Sevilla al-Mutadid. Gran aficionado a la poesía, fue el último rey abadí, ya que en 1088 fue destronado por los almorávides y tuvo que exiliarse en Agmat, al sur de Marraquech.

Recorrer la huella musulmana en el Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche nos permitirá conocer algunos de los pueblos que salpican con sus casas encaladas y sus calles empedradas este espectacular paraje natural. Partiremos de Aracena, en cuyo casco histórico se encuentra enclavado el Hotel Convento Aracena & Spa, un alojamiento rural con encanto con cómodas y amplias habitaciones, spa, zonas comunes muy versátiles y un personal amable y acogedor.

En la capital de la comarca y uno de los mejores enclaves para alojarse en un hotel con encanto visitaremos su castillo. Se trata de una construcción, situada en la cumbre del cerro que domina el pueblo, datada en el siglo XIII levantada sobre una antigua fortaleza musulmana. Formó parte de la Banda Gallega, línea de fortificaciones levantadas por el Reino de Castilla para proteger Sevilla de los ataques de Portugal y de las Órdenes Militares asentadas en el sur de Extremadura. La construcción consta de alcazaba, con torre de alcaide, y aljibe. Las murallas están flanqueadas por torres. Junto a él se encuentra la Iglesia Prioral de Nuestra Señora del Mayor Dolor, el templo más antiguo y emblemático de Aracena.

A unos 30 kilómetros por la N-433 está Almonaster la Real. Dentro del castillo que existe en lo alto del cerro se halla la mezquita que fue levantada durante el reinado de Abd al-Rahman III sobre lo que se cree fue un edificio monumental romano que más tarde fue transformado en una iglesia visigodo-cristiana y que tuvo un carácter monacal hasta la invasión morisca. Cumpliendo con los cánones y gustos de la época califal, presenta dos espacios perfectamente definidos: el san o patio de las abluciones y el liwan o sala de oración cubierta. Completa el edificio el alminar, que aún conserva en su parte inicial la escalera que circula sobre el machón central. Se trata de una muestra excepcional de las primeras obras islámicas en España y prueba que Almonaster fue un centro de la cultura de Al-Ándalus.

Seguimos ruta y a menos de 9 kilómetros por la HU-8105 alcanzamos la localidad de Cortegana, cuyo castillo es escenario cada año de unas Jornadas Medievales. Su construcción es probable que se produjera a lo largo del siglo XIV, levantándose sobre unos restos musulmanes, y que fuera  profundamente remodelado en el siglo XVI. Una leyenda oral otorga la mítica fundación del castillo a un caballero llamado Pedro Domingo, quien llegó a la localidad tras haber caído en desgracia en la Corte. También se vincula al rey Sancho IV y a la conocida como Banda Gallega. Flanqueado por seis torres sin cámaras, tiene en su interior un aljibe subterráneo junto a una pequeña zona de aposentos de carácter efímero.

El final de nuestro viaje nos lleva a Aroche, localidad situada a unos 28 kilómetros siguiendo la N-433. Allí visitaremos el Castillo de las Armas, cuya construcción está datada entre los siglos XI y XII, es decir, en plena dominación árabe, existiendo textos islámicos del siglo X que ya hablan de la existencia de una fortaleza en ese mismo lugar. Su muralla exterior está flanqueada por diez torres, todas ellas de planta cuadrada. Dentro del recinto amurallado existe una plaza de toros edificada en 1804.

Compartir este Post: